Consejos para evitar la deshidratación en animales

Consejos para evitar la deshidratación en animales

Desde nuestra experiencia hemos aprendido que la sudoración de los animales es muy diferente a la nuestra. Nosotros sudamos a través de nuestra piel, y los animales también. Pero sus glándulas sudoríparas se encuentran completamente cubiertas de pelo, y por ende, les es difícil enfriarse.

Para ello cuentan con las almohadillas de sus patas, en donde tienen aún más glándulas y por donde transpirar sin problemas. Sin embargo, esto es lo que hace que se deshidraten aún más rápido que nosotros cuando tienen mucho calor por altas temperaturas y demasiado esfuerzo físico. Por eso, hoy te daremos algunos consejos para evitar esta deshidratación de tus mascotas.

No dejes a tu mascota dentro del coche

En días calurosos, sobre todo durante el verano, no dejes a tu mascota dentro de tu auto a como dé lugar. Ya que aún con las ventanas abiertas, la temperatura dentro del mismo aumenta hasta el doble y tu perro o gato puede deshidratarse rápidamente. Es inhumano y, en algunos países, incluso está penado por la ley.

Pasea cuando la temperatura esté más baja

Saca a pasear a tu mascota en la mañana temprano o luego de que se oculte el sol, ya que en estos momentos del día es poco probable que se sobre caliente y se deshidrate.
No permitas que camine sobre pavimento caliente
Si no puedes cambiar su rutina de paseo y debes salir en horarios de mucho calor, evita que camine sobre asfalto o pavimento, ya que este se calienta mucho y las almohadillas de las paticas de los perros y los gatos son muy sensibles a las altas temperaturas. Lo ideal es pasearlos por grama o donde haya sombra.

Evita que se sobreejercite

Los animales, sobre todo los perros, nunca saben cuándo han corrido o jugado lo suficiente. Así que si ves que tu mascota respira rápidamente y le cuesta continuar, detenlo para que descanse un rato.
Cuidados especiales de acuerdo a las razas
Los animales braquicéfalos, es decir, de hocico chato, como los perros de raza Bulldog y Pug, gatos como los Persa, son aún más intolerantes al calor y no pueden regular su temperatura de forma adecuada?. Esto se debe a que sus vías respiratorias altas estás obstruidas y el aire no puede entrar cuando jadean. Evita pasearlos de más, que hagas mucho ejercicio o que reciban mucho sol, ya que se cansan incluso sin esfuerzo alguno.

Recuerda: si tu mascota luce cansada, con sueño y sin ganas de caminar, le cuesta respirar, se echa al suelo escondido en su propia piel por falta de elasticidad y presenta señales como nariz, encías y lengua resecas, está deshidratado.

Si no pudiste evitarlo, entonces lo más importante es que tu perro o gato recupere todo ese líquido que ha perdido de la forma más rápida posible. Para ello recomendamos soluciones orales isotónicas o productos especiales para rehidratar y reponer todos los minerales y electrolitos que le hacen falta. De lo contrario, podrían padecer problemas más graves.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar